Madrid actualiza su protocolo anticontaminación

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Madrid

El auge de las leyes anticontaminación llegó a las grandes ciudades hace relativamente poco tiempo. Ahora, todo son prisas y lo que debería haber sido una escalada lenta pero no pausada se ha convertido en, podríamos decirlo así, excesiva. Desde hace algunos meses estamos viendo como la ciudad de Madrid está llevado a cabo políticas de movilidad con el objetivo de reducir la contaminación que cubre la ciudad, cuya boina puede verse desde los aledaños a la ciudad.

Los niveles de polución en la ciudad superan con creces los límites impuestos por la Unión Europea en 2010 por lo que podría enfrentarse a multas por un valor de varias cifras. Así pues, Manuela Carmena, alcaldesa de la capital de España busca dar un giro a la situación modificando los diferentes escenarios posibles que pueden darse en función de los datos de contaminación registrados. ¿Qué va a cambiar a partir de ahora?

Nueva Legislación Anticontaminación en la ciudad de Madrid

Contaminación Madrid

El nuevo protocolo de actuación será más restrictivo del que actualmente está contemplado dentro del plan del control de emisiones de partículas contaminantes. De esta forma, las medidas a tomar en la ciudad de Madrid se basarán en función de los resultados de medición en las diferentes estaciones que hay situadas en puntos estratégicos de la ciudad. Las variables principales a tener en cuenta son el preaviso (200 microgramos/m3) y de aviso (250 mg/m3) ya que determinarán el escenario sobre el que tomar las medidas oportunas. ¿En qué se basan esas hipótesis?

  • Escenario 1: Supondrá a partir del 1 de febrero la limitación de la velocidad máxima a 70 kilómetros por hora en la M-30 y accesos a la ciudad por autovía. Se activará cuando haya habido un día de preaviso, es decir, exista un nivel de unos 200 microgramos/m3 de dióxido de nitrógeno. En los últimos meses ya se ha podido observar como en varias ocasiones se ha llevado a cabo esta acción para descender el nivel de emisiones.

  • Escenario 2: Entrará automáticamente en funcionamiento cuando hayan dos días de preaviso o uno de aviso. En este caso, no se podrá estacionar en las zonas reguladas por los parquímetros del Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) a no ser que se trate de población residente en el perímetro, vehículos eléctricos, personas con movilidad reducida o servicios de asistencia.

  • Escenario 3: Si dos días consecutivos continúa un nivel de contaminación igual a lo marcado como aviso, a todo lo anterior habrá que sumar la prohibición de circulación por el centro urbano en función de si la cifra de placa de la matrícula es par o impar dependiendo del día. Los taxis estarán exentos de cumplir con la regla de momento.

  • Escenario 4: Entraría en funcionamiento en el hipotético caso de que se alcanzasen tres días de aviso o uno de alerta. En dicha situación, la limitación del tráfico afectaría también a la M-30 pudiendo el Ayuntamiento prohibir la circulación de los vehículos particulares sin distinción de una matrícula u otra e incluyendo al colectivo del taxi dentro de este grupo.

Cualquiera de las medidas anteriormente nombradas entrará en vigor el próximo 1 de febrero de este año. Dicho esto, se espera que con estas imposiciones se acabe con un problema que está convirtiéndose en más habitual de lo que uno podría considerar. Esperemos que el escenario 4 no se alcance puesto que de ser así se estaría efectuando la misma política que pretenden en la ciudad de Oslo.

Archivado en Contaminación, Emisiones, Leyes
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (13)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs de tecnología y videojuegos