¿Qué hace tan especial al Citroën Mehari? Los precios de ocasión lo avalan

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Citroën Mehari

En la historia hay automóviles que siempre marcarán una época. Por ejemplo, Porsche tiene su mítico 911 al igual que la mayoría de marcas del panorama del automóvil tiene su modelo que identifica los valores del fabricante. Esa saga especial no tiene por qué caracterizarse por tener un nivel elevado de potencia o un estilo deportivo. Y precisamente esto, es lo bonito de la historia de este sector, el que produce una pasión que es difícil de explicar.

Así pues, hoy es el turno de un modelo que viene acorde con los días de calor que estamos viviendo en este mes de Agosto. Sobre todo en el litoral mediterráneo, todavía hay un modelo que, pasados 20 años desde de su cese de producción, no deja indiferente a nadie. Obviamente, no podía ser otro que el ‘multiusos’ Citroën Mehari. Es importante destacar que, tal fue su éxito hasta el día de hoy, que hay ciertos rumores que apuntan a un posible futuro de una nueva versión actualizada.

Todos conocemos el espíritu innovador de Citroën. Algunos de los inventos y modelos parecían sacados de épocas futuras. En un intento más para atender un público muy concreto, el fabricante francés pensó en un modelo que tenía que cumplir con diferentes acometidas. Debía ser ligero, muy ligero. También tenía que ser manejable en el día a día de las zonas costeras y además, las cualidades off road, aunque no se necesitaba que fuese su fuerte, debía poder defenderse en situaciones inesperadas. Así, con todos estos alicientes, finalmente surgió el Citroën Mehari que todos conocemos.

¿Qué se tiene que saber del Citroën Mehari?

Mehari

En primer lugar, a simple vista y sin tener conocimiento acerca de este modelo, se podría pensar perfectamente que apareció para complementar lo que hoy es el equipo de socorristas que hay en cada playa para velar por la seguridad de los bañistas. Podría ser una opción pero lo cierto es que se diseñó y fabricó para atender una demanda muy específica, toda persona que solía pasar largas temporadas en la costa y que buscaba un coche muy dinámico, el cual le permitieses ir a la playa o bien, usarlo como vehículo industrial.

En Citroën se pusieron a trabajar y así es como unieron piezas para terminar con este producto. Uno de los tópicos más extendidos acerca de este mítico vehículo se centra en el diseño. Se puede pensar que una carrocería tan rompedora corrió a cuenta de la marca francesa. Sin embargo, fue SEAB, una empresa dedicada a la fabricación de plásticos, quien generó el aspecto final del Mehari. Lo que ocurrió es que Citroën se apropió el singular diseño.

¿Cómo surgió un nombre tan inusual?

Citroën Mehari clásico

Dado que es un nombre muy poco común, se puede pensar que tiene algo de historia detrás. Y así es. Aunque parezca un tanto curioso, el nombre está ligado al país de Argelia. Ya a finales de la década de 1950 y principios de 1960, la colonización francesa sufrió una continua decandencia que acabó en la realización de un referéndum en 1962 que cambió la historia de la región.

Citroën, al ser francesa, aunque habían pasado 9 años tras la pérdida de la colonia, todavía tenía una cierto reclamo por el país africano. Es por ello que decidieron conceder el nombre Mehari en honor a una especie de dromedarios que solo existía en la zona.

¿Dónde se produjo el Mehari?

Mehari

Pese a una tirada de unidades limitada, lo cierto es que alcanzó un éxito que no se esperaba en aquella época. Por ello, se tuvo que pedir un esfuerzo extra a SEAB para que siguiese suministrando las carrocerías de plástico con el fin de aumentar las ventas y aguantar el tirón. Mientras tanto, la producción y ensamblaje de las piezas se producía en Francia, España, Bélgica y Portugal. En cambio, se llegó a exportar a países extranjeros tales como Estados Unidos o incluso Cuba, donde Fidel Castro llegó a poseer una unidad.

Dado lo rudimentario que era y la poca combinación y paquetes opcionales, la principal elección que debía realizar el cliente era el color. Estaba disponible en primer lugar en beige, rojo y verde oscuro y posteriormente, con un agregado de 3 colores más, el naranja, el verde pistacho y el beige claro.

Existían dos tipos de tracción, delantera y total. La segunda, denominada 4X4 se puede diferenciar de la corriente por poseer una rueda sobre el capó. Obviamente, estaba más centrada en ofrecer unas sensaciones más off road que la que ofrecía tracción delantera. Pese a ello, la generosa altura que ofrecía era perfecta para superar pequeños obstáculos que iban apareciendo en las travesías que hacían los conductores con un coche que, a su manera, transmite sensaciones muy gratificantes.

¿Qué motor ofrece?

Motor Mehari

Básicamente, un motor bicilíndrico bóxer de 602 cc y 28 CV (posteriormente se aumentó a 32 CV) se encargaba de mover con soltura este coche que apenas pesaba por su carrocería de plástico. Tal y como se ve, el funcionamiento es muy sencillo y no destacaba por poseer grandes dosis de tecnología francesa. Únicamente un espíritu campero y de playa servían para que haya gozado de tanta fama durante todos estos años. La fiabilidad de todo el sistema ha hido muy buena simplemente por las pocas ayudas electrónicas que posee.

¿Es el valor de cotización actual una medida para calificar el Mehari?

Mehari

Si alguna vez te has interesado por conseguir uno de éstos, verás que no te va a resultar nada fácil si tu cuenta bancaria no está muy holgada. Personalmente, creo que actualmente están por encima del valor de mercado que les correspondería. Si se tiene en cuenta que es un modelo que no ofrece comodidad, es poco práctico para el día a día en la actualidad y no ofrece un diseño que resalte por ser precioso, lo cierto es que, o bien se ha tenido un cariño pasional y sentimental para uno mismo o no se de donde salen los más de 7.000-8.000 euros de media que se pueden encontrar en la actualidad.

Si a lo anterior le sumamos que en su momento se llegaron a fabricar un número superior a las 140.000 unidades, la exclusividad se elimina como último recurso para justificar los precios de segunda mano. Me remito a lo primero, debe haber un valor que escapa a lo material para querer tener un Mehari por un precio, repito, parece estar bastante por encima de otros homólogos como el Renault 4L. De todos modos, es un referente en la sociedad y por ello, continúa girando cuellos a su paso.

Archivado en Clásicos, Compraventa, Históricos, Opinión, Precios
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (3)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion