Consejos para que no te den gato por liebre cuando compres un coche de segunda mano

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Feria de coches de ocasión

Desconozco si a ti te ocurrirá lo mismo, pero como amante del mundo del motor no hay cosa que más odio que alguien que quiera adquirir un coche me pregunte cuál debe o no debe comprarse. Lo detesto porque siempre lo hacen esperando una utópica respuesta contundente o definitiva y no el asesoramiento que alguien con conocimientos sobre el tema pueda dar. Por eso, siempre termino con la misma reflexión: “todos los coches de hoy en día son buenos, pero nadie está libre de que te toque la china”

Y es cierto, conozco a gente con coches de una determinada marca que les ha ido perfectamente durante años, y otros con el mismo modelo que sólo les ha dado problemas. Pues lo mismo ocurre cuando hablamos del mercado de vehículos de segunda mano, un sector donde podemos encontrar vehículos que serán nuestra ruina, o bien con una relación calidad-precio incomparables.

Ahora bien, a diferencia del mercado de automóviles nuevos, es cierto que si optamos por comprar un coche de segunda mano, hay que tener en cuenta una serie de consejos si no queremos que nos den gato por liebre a la hora de realizar tal importante compra, y aunque ya tuvimos la ocasión de darte cierto asesoramiento en este aspecto, queremos profundizar un poco más en este interesante tema debido a su relevancia para el consumidor.

De modo que si te estás planteando adquirir un coche de segunda mano, toma buena nota de estos indispensables consejos.

¿Comprar a un particular o en un establecimiento especializado?

Coches en venta en la calle

La llegada de internet ha supuesto una auténtica revolución en el sector de la compra y venta de vehículos de segunda mano entre particulares. Atrás quedaron esos carteles en las ventanillas con información escasa sobre el producto, y cada vez son más los interesados en recurrir a este espléndido escaparate para vender su vehículo o para comprar uno a un precio que teóricamente debe ser inferior al que puedes encontrar en un concesionario especializado.

Sin embargo, optemos por comprar a un particular, o bien hacerlo en un establecimiento, tanto una opción como otra poseen una serie de ventajas e inconvenientes que es preciso analizar previamente.

La compra a un particular

Como hemos dicho, el principal atractivo de comprar un coche de segunda mano a un particular es que, teóricamente, su precio de venta debería ser inferior que un vehículo de las mismas similitudes que se encuentre a la venta en un concesionario al no existir la imperiosa necesidad de cumplir con un margen de beneficio establecido.

Además, también podemos contar con la ventaja de descartar aquellos anuncios que no transmitan ningún tipo de confianza, así como la de tener la ocasión de conocer directamente de donde proviene el vehículo y el tipo de uso que se le ha dado si logramos entrevistarnos con su vendedor, aunque siempre existirá la posibilidad de éste pueda engañarnos cual timador profesional. De modo que no sigas adelante si no te transmite confianza.

Por el contrario, al recurrir a este tipo de mercado, no debemos olvidar que no gozaremos de ningún tipo de garantía oficial a la hora de comprar nuestro coche, y en el caso de que el vendedor nos haya ocultado algún tipo de avería que no hayamos sabido detectar antes de la transacción sólo podremos reclamar a través de la vía judicial.

La compra en un concesionario

Venta de vehículos

Si queremos asegurarnos de tener un mínimo de seguridad de no arrepentirnos de nuestra compra, el mejor lugar donde podemos adquirir nuestro vehículo de segunda mano es un concesionario, ya que ofrece bastantes mas ventajas que si lo hiciéramos con un particular.

Para empezar, cualquier concesionario tiene la obligación legal de ofrecer un año de garantía en todos sus vehículos, además de ofrecernos una completa información del historial del coche, por lo que debemos saber si su anterior propietario realizó adecuadamente el mantenimiento del vehículo (a través del libro de mantenimiento o facturas) así como que no se ha trucado su kilometraje, aunque para este aspecto te mostraremos más adelante algunos trucos que pueden hacerte sospechar de la existencia de fraude.

Otra ventaja de la que gozaremos si acudimos a un concesionario, es que tendremos la ocasión de escoger entre un mayor abanico de opciones dentro de nuestro presupuesto, ya que disponen de una gama amplia tanto en precios como en tipos de vehículos, así como la posibilidad de encontrar condiciones de financiación favorables.

Pero al igual que hay grandes profesionales, en este sector también debemos tener cuidado con los caraduras y estafadores. Por eso, si debemos acudir a un concesionario de vehículos de segunda mano, lo idóneo sería hacerlo en alguno del que tengamos buenas referencias o que conozcamos directamente. Si no fuera el caso, lo mejor es documentarse previamente sobre el establecimiento en cuestión.

Kurt Russell en frenos rotos, coches locos

Por ello, cuando nos decidamos a acudir a uno, debemos hacerlo con la seguridad de saber qué tipo de coche es el que estamos buscando, y salir pitando si comprobamos que el vendedor trate de vendernos un vehículo de mayor presupuesto o si nos sale por las ramas cuando, por ejemplo, le solicitemos una prueba o le preguntemos por diversos aspectos del coche que puedan ponerlo en un compromiso.

Acudas donde acudas, no pases por alto estos consejos

Independientemente del cauce que decidamos tomar para realizar nuestra búsqueda, a llegado la hora de ponernos manos a la obra, por lo que habrá que tener en cuenta una serie de consejos o premisas que hay que seguir a rajatabla para hacer una compra de garantías y no arrepentirnos de nuestra futura adquisición.

Por eso, es indispensable que cuando vayamos a ver el vehículo, lo hagamos siempre sin ningún tipo de prisa, y en el caso de que fuera necesario, no cerrar el trato hasta que no hayamos podido comprobar concienzudamente los siguientes aspectos.

Aspecto exterior

Daños externos del vehículo

Es conveniente hacer una completa revisión visual de todos los aspectos de la carrocería del vehículo en busca de cualquier tipo de arañazo o golpe que nos delate que el coche ha sufrido algún tipo de percance. Prestar especial atención a las zonas propensas a recibir los roces típicos de aparcamientos, tales como las esquinas de los parachoques y las puertas.

Comprueba además que las puertas y portones se abran y cierren perfectamente sin necesidad de empujarlos excesivamente, así como que no emitan ningún tipo de chirrido.

También es importante que dicha inspección la hagamos en un lugar que goce de una buena iluminación, y tratemos de ver las diferentes zonas del coche desde diferentes ángulos, ya que nos ayudará a detectar si alguna de estas zonas ha podido ser repintada.

Aspecto interior

Un interior muy limpio

Anteriormente te hemos comentado que existe un truco para detectar si el vehículo en el que estamos interesados puede haber sufrido una manipulación del kilometraje, y es bien sencillo. Si sospechas de que el coche tenga pocos kilómetros para su edad, fíjate en el desgaste de zonas como los pedales o el volante, y si están bastante desgastados, tendrás razón para no fiarte.

Además, el desgaste de ciertas zonas nos darán pistas del tipo de conducción que se ha realizado con el vehículo. Por ejemplo, si el volante presenta desgaste en ambos lados de su circunferencia y el pomo del cambio también se encuentra desgastado, lo más probable es que el coche se haya usado principalmente en ciudad. Y si por el contrario, el volante presenta desgaste sólo por una zona de la circunferencia así como en el marco inferior de la ventanilla y/o reposabrazos, es posible que su uso haya sido fundamentalmente por carretera, debido a la tendencia de muchos conductores a apoyar el brazo sobre dicha superficie cuando circulamos por autovías y autopistas.

También puedes fijarte en el desgaste de la tapicería para averiguar si en dicho vehículo han solido viajar más gente o principalmente su conductor en solitario, o incluso saber si han viajado animales en el interior. Por su parte, si el maletero no ha sido limpiado escrupulosamente, puede darte indicios sobre el tipo de carga que ha transportado.

Sistemas de iluminación y eléctricos

Pilotos traseros de un Nissan GT-R

Debería ser algo que ya han tenido que comprobar previamente en el concesionario, pero nunca está de más ser precavido, es más, si detectas algún fallo en ellos no será buena señal de la profesionalidad del establecimiento. Por eso, te aconsejamos que compruebes el correcto funcionamiento de todos los sistemas lumínicos y elementos como el aire acondicionado, calefacción, sistema de audio, elevalunas y demás extras eléctricos del que esté dotado el vehículo.

Neumáticos

Ruedas Yokohama Comprueba a conciencia el correcto estado de los neumáticos, y si ves que se encuentran demasiado desgastados no dudes en comunicarlo al vendedor correspondiente. Será probable que te respondan diciendo que si compras el coche te lo entregarán con neumáticos nuevos, de modo que si eso ocurre, asegúrate de que te proporcionen algún tipo de garantía de tal promesa, ya que en algunas ocasiones suele ocurrir lo mismo que con las promesas electorales.

Y no te olvides de comprobar la rueda de repuesto así como que no falta ninguna herramienta para poder sustituirla en caso de pinchazo.

Aspecto del motor

Limpieza en profundidad del motor

Aunque no tengas ni idea de mecánica, levanta siempre el capó del coche y fíjate en el grado de limpieza del motor. Si está muy sucio, puede ser síntoma de que su anterior propietario no ha sido muy escrupuloso en su mantenimiento, aunque no tiene porqué ser siempre así.

También procura fijarte si existen manchas sospechosas que estén concentradas en alguna zona determinada, ya que de ser así puede que estemos contemplando las evidencias de alguna avería relacionada con la pérdida de líquido de algún tipo (refrigerante, aceite, etc) y observa si los tornillos están gastados, ya que pueden indicar que se han manipulado para realizar una reparación.

Prueba de conducción

Conduciendo por Barcelona

Es, sin duda alguna, la regla de oro a respetar siempre que compres un coche de segunda mano. Por eso, jamás se te ocurra adquirir un vehículo sin haber tenido la ocasión de probarlo antes. Además, te recomiendo también que busques pruebas realizadas por diferentes medios del motor de dicho modelo, lo cual te dará la posibilidad de estar documentado sobre los puntos fuertes y débiles del coche.

Si eres de esas personas capaces de detectar alguna anomalía en el coche cuando lo pruebas, perfecto. Pero si no te crees capaz de ello, te aconsejamos que procures ir acompañado de un mecánico o de alguien que sepas que es un apasionado del mundo del motor, ya que se fijará en aspectos que pasarán más desapercibidos para alguien ajeno, como la eficacia de la suspensión y amortiguadores, precisión de la dirección, estado de los frenos, sonido del motor, o simplemente la existencia de un ruido sospechoso.

Y si por algún motivo no tuvieses tampoco dicha posibilidad, también tienes la opción de transmitir al concesionario tus deseos de realizar una revisión independiente en otro taller. Si no tienen nada que ocultar, no deben ponerte impedimentos.

Otros puntos a observar

Aunque a groso modo lo más importante es lo que te hemos comentado a continuación, existen otros aspectos del coche que nos interese que podemos observar si queremos ser más meticulosos en nuestra búsqueda. Pero como tampoco queremos que este artículo se te haga interminable, te recomendamos que veas este genial vídeo de los compañeros de Autocasión que ayudará a tener las ideas bien claras.

En conclusión. Plantearse la idea de comprar un coche de segunda mano no tiene que ser tomado como una alternativa descabellada por el mero hecho de creer que estaremos comprando un coche que será pasto de las averías. Como en todo, hablamos de un sector donde hay que comprar con sentido común, y más cuando hablamos de cantidades altas de dinero, como es en estos casos.

Archivado en Segunda mano, Vehículos de ocasión, Ventas
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (10)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Publica tu opinión usando tu cuenta de Facebook.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs