Rémi Gaillard la vuelve a liar con un radar y varios modelos como protagonistas

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Rémi Gallard vuelve con una broma

Si te gustan los programas de risa o sueles navegar por Youtube, puede que te hayas cruzado en más de una ocasión con una persona que tiene continuamente cuentas pendientes con la justicia francesa en la mayoría de ocasiones. Entre otras muchas facetas, Rémi Gaillard, que es como así se llama, se encarga de crear él mismo contenido audiovisual para después publicarlo. Además de su principal estilo divertido y cómico, presume de tener un gran toque con el balón y colarse en algunos de los eventos deportivos más importantes del mundo.

De esta forma, era obligado publicar su última travesura que ha hecho en su país natal. ¿En qué consistía? En acudir a uno de los tantos radares que actualmente operan en Francia con el objetivo de provocar las risas de conductores y visitantes al canal que dispone en la plataforma de reproducción de vídeos más famosa del mundo. Lo mejor es que tú mismo puedas disfrutar de las imágenes ya que no tienen desperdicio.

Rémi Gaillard y su nueva profesión de ‘fotógrafo’

Mientras que el propio Pegasus de la gendarmería francesa circula por el medio aéreo en busca de infractores, a pie de campo disponen de sus chivatos para denunciar a aquellos que se saltan las velocidades permitidas. Ahí es donde este cómico francés ha querido protagonizar el último escándalo. Lo ha hecho usando como modelo a una chica que podría pasar por una de las que tenían que ir a la gasolinera de Ucrania en bikini para obtener un descuento en el carburante, a una pareja de novios y a un equipo de fútbol 7.

De esta forma, el protagonista hacía el papel de fotógrafo y animaba a los conductores que iban por la carretera a acelerar para que el radar les denunciase. ¿Por qué? No saldrían ni la matrícula ni el vehículo infractor sino en lugar de eso aparecían los varios grupos nombrados posando para la foto que el control de velocidad les hacía. Además, está cuidado hasta el más mínimo detalle, incluyendo el recubrimiento de la parte trasera de la caja con la típica cortinilla de color negro hasta un ‘temporizador’ para aparecer él mismo en las fotografías.

Se puede observar como no son pocas las instantáneas que salen del aparato generador de multas. Ya sea por casualidad o por la localización escondida del radar (no lo parece) lo cierto es que se impide la puesta de un gran número de infracciones, con todo lo que ello significa en términos de recaudación fiscal.

¿Puedes imaginar la cara del empleado que se encarga de traducir las fotografías en denuncias? Lo que está claro es que posiblemente esto tenga sus consecuencias para Rémi Gaillard. Hay que recordar que hace un tiempo ya pidió donaciones para hacer frente a las abultadas deudas que tenía con más de un país que había ido acumulando por no poder hacer frente a dichas denuncias. Como no puede ser de otra forma, se espera que caiga sobre él una infracción más a consecuencia de la realización de esta broma.

A decir verdad, no es la primera vez que se ve al cómico francés teniendo un radar como medio protagonista. Hace algún que otro año ya se le vio pasándose con un disfraz que imitaba a uno de estos aparatos mientras hacía fotos a los conductores por la noche, incluyendo una patrulla de policía.

Archivado en Bromas, Francia, Radares
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (10)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion