La vida pende de un hilo y sino que se lo digan a este estudiante

COMPARTIR 0 TWITTEAR

BMW Serie 5

Siempre suele ocurrir que se recurre a la suerte para justificar que algo ha pasado o ha dejado de hacerlo. Yo soy de aquellos que no cree en esto que aún no se ha podido probar. El azar, como también se ha distinguido a este efecto inmaterial, es algo ficticio que únicamente esconde detrás un saco de variables que como resultado surge algo parecido a una cadena de acontecimientos.

Sin embargo, para una gran parte de los mortales sí que existe ese factor que puede inclinar la balanza hacia un lado o hacia el otro. El transeúnte que está situado en la acera apoyado sobre la barandilla puede que, tras experimentar lo que le ocurrió el pasado 25 de septiembre, se haya pasado a este bando y piense que todo en esta vida se rige por la casualidad y no por la causalidad. Posiblemente tú también te declines a este lado pero siendo sinceros, lo lógico sería pensar que tendrías que pasar por una situación así para creer en algo como la suerte.

Estudiante casi sufre un atropello en Rusia

Las imágenes, tomadas gracias a una cámara de seguridad, muestran como un estudiante está tranquilamente al lado de una barandilla que delimita la carretera y la acera. Tras unos instantes parado en el lugar, decide, sin saber que está salvando su vida, avanzar en paralelo a la vía. Salvando su vida se puede decir puesto que momentos después un BMW Serie 5 pierde el control y termina estampándose frente a él y pasando por el mismo sitio en el que estaba él unos segundos atrás.

Se puede observar como lo que parecía una valla no ha servido de nada para frenar al vehículo de alta gama alemán. Tal era la velocidad a la que circulaba que un simple contravolteo del volante sirvió para que perdiese la estabilidad y se dirigiese a la acera sin que el conductor pudiese reaccionar.

Únicamente un poste de instalación eléctrica separó al estudiante de un fatídico atropello. Pese a que en la secuencia se puede observar como hay varios árboles, la ‘mala suerte’ provocó que el coche no impactase con ninguno. Sin embargo, el ‘azar’ hizo que estuviese la instalación en ese preciso espacio para absorber el impacto.

No se saben las causas de cómo terminó el vehículo implicado en la acera. En cambio, se podría una principal hipótesis. Por un lado, el BMW Serie 5 es un coche de gran cilindrada y con una longitud considerable por lo que la pérdida de la estabilidad podría ser debida a un exceso de velocidad. Parándose a pensar…¿qué hubiese pasado si estuviésemos hablando de un BMW M5 en vez de un Serie 5 convencional?

Dejando a un lado el debate sobre la existencia de la variable ‘suerte’ o ‘azar’, lo cierto es que el resultado, afortunadamente, no se saldó con un atropello que podría haber significado la muerte del estudiante protagonista. Sin embargo, no se sabe qué le ocurrió al conductor del BMW pero viendo de nuevo las imágenes se puede ver como se mueve en el interior del vehículo, por lo que más probable es que la puerta estuviese bloqueada por el impacto.

Archivado en Accidente, BMW Serie 5, Rusia, Seguridad
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (9)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion