El motor del Mercedes C200 BlueTEC también es un dCi de origen Renault

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Mercedes Clase C 2014

Hoy mismo hemos conocido el nuevo Mercedes C63 AMG, la versión más potente de la gama, y para mi, la más atractiva al menos visualmente. Pero toca seguir con el Mercedes Clase C, en concreto, con el C200 BlueTEC que como yo me esperaba, está dando que hablar. Ésto es porque la versión protagonista de este texto, abandona el 2,1 litros que han llevado hasta ahora, para incorporar un 1.6 turbodiesel de origen Renault, en concreto, el 1.6 dCi de 130 cv.

Para saber porque Mercedes cuenta con esta mecánica bajo el capó de su nuevo Clase C tenemos que mirar hacia atrás en el tiempo, al año 2010, cuando Daimler-Benz y Renault-Nissan firmaron un acuerdo de colaboración cuyo resultado son los nuevos Smart y Renault Twingo y los motores de cuatro y seis cilindros que usa Infiniti, fabricados por Mercedes. No obstante, la otra parte del acuerdo era que Renault-Nissan proporcionaría motores de 3 y 4 cilindros a Daimler-Benz. Y ésto nos ha llevado hasta este momento.

En España, el coche ya lo probaron varios medios pero algunos a los que no voy a nombrar, se les acusa de contar las cosas para “caer bien” a las marcas y no ser del todo imparciales. Por eso mucha gente se fija en medios extranjeros, los cuales pueden estar igualmente influenciados aunque suelen tener un poco más de atrevimiento. De esta forma hemos llegado hasta un vídeo de la revista WhatCar?, donde comentan algunas cosas que vamos a comparar tras en vídeo.

Con 136 cv a 3.800 rpm y un consumo homologado de 3,8 litros, el motor 1.6 turbodiésel se fabrica en Francia, en las instalaciones de Renault, para después ser enviado a Bremem, Alemania, donde se termina el montaje pues tanto los soportes, completamente diferentes al ir montado longitudinalmente, como la gestión electrónica, todos los periféricos y las transmisiones son de “Made in Mercedes”. Las prestaciones de este modelo, del Mercedes C200 BlueTEC, están muy parejas con las de sus competidores, pero parecer ser que según el vídeo que habéis podido ver (o que veréis después de leer), al motor le falta cierta fuerza para mover al Clase C, pero cuenta con un manejo del cambio muy bueno comparado con las transmisiones manuales anteriores.

Si lo comparamos con algunos medios españoles, podemos ver que no concuerdan, pues aquí se dice que el motor funciona muy bien, que es suave e incluso refinado y que mueve al Mercedes Clase C con soltura, con unos buenos bajos y una buena respuesta.

¿Tu que opinas? ¿Crees que un motor 1.6 diésel de origen Renault no es un propulsor digno de un Mercedes, o por el contrario crees como yo que no hay nada de malo?

Archivado en dCi, Mercedes Clase C, Motores
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (18)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

  • […] otro nombre, o incluso marca. Es lo que tiene la sinergía entre marcas. Así, no te extraña ver a un Mercedes equipado con motor Renault, que tu Chrysler sea ahora un Lancia, o que tu flamante MINI tenga el motor de un Toyota […]

  • Inacho dice:

    Me parece un invento desastroso para Mercedes Benz, con todos mis respetos a los renault, si compras Mercedes, que sea Mercedes no una mezcla que acabas pagando a precio de premium.

    • Inacho, muy buenas. Puede que el motor no sea Mercedes, pero el resto del coche sí. Además, nos tiramos de los pelos cuando vemos este tipo de cosas sin motivo, como cuando tras una charla le dices a un propietario de un Opel Astra o un SAAB 9-3 que sus motores 1.9 diésel de 120 y 150 CV son JTD de FIAt.

      Por otra parte, he podido llevar varios motores diésel de Renault, sobre todo el 1.5 dCi en varias versiones así como el 1.6 dCi que monta el Mercedes y la única pega que les veo (al igual que los 1.6 TDi), es la poca fuerza a bajas vueltas.

Publica tu opinión usando tu cuenta de Facebook.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs