Este vídeo demuestra por qué la asistencia autónoma de BMW no es perfecta

Este vídeo demuestra por qué la asistencia autónoma de BMW no es perfecta

COMPARTIR 0 TWITTEAR

bmw

Pongámonos en una situación que posiblemente te haya ocurrido en alguna ocasión. Te acercas con tu coche a un centro comercial para hacer la compra de la semana. Cargas todo lo necesario y vuelves con el carrito lleno hasta la bandera.

Después de perderte por el parking encuentras, finalmente, tu coche. Eso sí, no puedes entrar ni por el asiento del conductor ni por el del acompañante porque tienes 2 coches muy pegados al tuyo. ¿Qué haces? Obviamente, recurrirías, aunque tu dignidad quedase por los suelos, a la entrada por el maletero.

¿Y si tuvieses un BMW Serie 5 de nueva generación con la función de asistencia al aparcamiento? En ese caso, podrías beneficiarte de mantener la compostura y dictarle al coche, a través del mando a distancia, que diese marcha atrás unos metros para facilitar el acceso. Ahora bien, ¿funciona como debería o se han anticipado de forma precipitada?

El vídeo que prueba que, quizás, BMW no debería haber lanzado esta innovación aún

Marek, un crítico competente en el mundo del motor, decidió hacer un experimento; comprobar cómo trabaja el sistema lanzado por la firma alemana para facilitar el acceso a los ocupantes. Antes de ello, sin embargo, conviene saber en qué consiste esta nueva tecnología.

Este nuevo paso más allá en la conducción autónoma permite controlar el coche desde fuera del vehículo. Únicamente hay que sincronizar el mando a distancia con el software de la berlina para poder encender de forma remota el automóvil y dirigirlo hacia delante y detrás.

Este nuevo sistema únicamente permite realizar este tipo de maniobras a muy pocos kilómetros por hora y es que su única función es poder acceder del vehículo en situaciones en las que únicamente podría accederse al vehículo por el maletero.

Así pues, Marek realizó una prueba para determinar si merecía la pena acceder al habitáculo de forma manual a través del maletero o bien era más rápido utilizar la nueva función diseñada por la firma germana. Una opción que está dentro de la lista de accesorios de la gama BMW y que seguro que suma más de 1.000 euros sobre el valor del vehículo.

Para ello, tuvo en cuenta lo más lógico en ambas situaciones. Es por ello que decidió, para la prueba en la que entraba por el maletero, quitarse los zapatos, incluyendo esta acción dentro del tiempo.

En la doble pantalla creada con la intención de ver la comparación entre ambos tiempo, situada en el minuto 10:46, se puede observar cómo fue el experimento. ¿Cuál crees que es la opción más lógica teniendo en cuenta que lo único que importa es el tiempo?

Lógicamente, en función de los resultados, parece que el tradicionalismo se ha impuesto en esta prueba. Mientras que la versión automática realiza toda la maniobra en casi 49 segundos, la clásica lo hace en 51 segundos, un tiempo mayor pero que incluye acciones que podrían no haberse contado en el experimento.

Así pues, ¿podría decirse que la prueba podría haber sido mucho más rápida en el caso de la innovación? A tenor de lo que se ha podido ver en las imágenes, definitivamente sí.

Archivado en Asistencia al aparcamiento, BMW Serie 5, Innovaciones, Novedad
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (20)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs