La versión mejorada del Autopilot de Tesla aún tiene camino por delante para ser fiable

COMPARTIR 0 TWITTEAR

tesla

Tesla fue la primera compañía que lanzó al mercado un sistema de conducción semiautónoma para que lo pudiesen disfrutar todos sus clientes que tenían en posesión un Tesla Model S o X. Por aquel entonces, ya ha cumplido más de un año la innovación, parecía increíble y muchos vídeos lo corroboraban.

Sin embargo, ¿hasta qué punto puede uno fiarse de un software que lo que busca para mejorar es el prueba y error? Está en manos de los propios conductores, los cuales pueden reportar cualquier incidencia a la compañía para que la corrijan.

Ahora bien, ¿deberían recibir una compensación por parte de la firma estadounidense por el peligro al que se ven sometidos? Este vídeo de a continuación muestra muy bien cómo uno de esos fallos podría acabar en tragedia si el conductor no estuviese alerta acerca de lo que ocurre a su alrededor.

La versión 17.9.3 del Autopilot 2.0 aún comete errores infantiles

Hace unos meses se disparaban todas las sospechas tras el accidente mortal que sufrió uno de los conductores de un Model S con el Autopilot conectado. Por aquel momento, los haters echaban toda su bilis contra la compañía a la vez que sus acciones sufrían un desplome momentáneo.

Tras esos días de mucha tensión, todo volvió a la calma. Semanas después, sin embargo, el propio Elon Musk anunciaba que el Autopilot era una de las principales líneas de investigación por lo que centrarían sus esfuerzos en mejorar el novedoso sistema.

Así pues, tal y como podrás haber visto en las imágenes anteriores, la versión actualizada hace apenas unos días tiene algunos bugs que pueden llegar a ser muy peligrosos. Tan solo pasan unos pocos segundos para que el conductor tenga que corregir la trayectoria de forma manual para no acabar saliéndose de la trayectoria de la curva.

Otro de los problemas que se pueden observar en las imágenes es que de forma completamente autónoma el vehículo decide cruzar la línea continua que separa ambos sentidos para invadir el otro. Por fortuna, no circulaba ningún otro vehículo pero en caso de que así hubiese sido bien podría haberse hablado de un accidente.

Sí que es cierto que esta última versión incluye la alerta de desviación de la trayectoria pero no realiza ni una sola corrección con el objetivo de mantenerse en la vía. ¿Puede decirse que no deba usarse? Precisamente lo que busca la compañía norteamericana es el traslado de esta información para que puedas corregir este tipo de problemas de diseño.

Es cierto que la empresa siempre se ha escudado en que es un sistema que está en pleno campo de pruebas. Es por ello que recomienda siempre a los conductores estar alerta de la carretera cuando conectar el Autopilot 2.0.

Archivado en Coches futuristas, Conducción autónoma, Innovaciones
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (18)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs